FANDOM



Hogwarts Este artículo fue tomado de Harry Potter Wiki y modificado con contenido y/o adaptado a la temática de esta wiki


Animago

Animago volviendo a su forma humana

Un Animago es una bruja o mago con la capacidad de transformarse en un animal, conservando el pensamiento humano y la capacidad de razonar, aunque no tiene la capacidad del habla. Esta capacidad no es innata (como en el caso de los Metamorfomagos), sino que se obtiene por medios mágicos. Detalles sobre este tipo de magia son enseñados en Hogwarts durante el tercer año, en la clase de Transformaciones.

Adquisición de la habilidadEditar

La magia utilizada en esta transformación es complicada y sumamente avanzada, y sólo magos muy poderosos y habilidosos son capaces de realizarla, ya que está el peligro de que salga terriblemente mal. Una vez adquirida esta capacidad, uno puede transformarse cuando desee, con o sin varita.

Los animagos no pueden tomar la forma de más de una especie animal. Esta forma no es elegida por los magos, sino que viene determinada por su personalidad y características interiores. Un animago en forma de animal no se ve restringido por la esperanza de vida de este específico animal.

Cuando un mago se transforma en su forma animal, existen indicios que conectan su transformación con la forma humana. Si un animago sufre cambios físicos significativos, como por ejemplo la pérdida de un miembro, su forma animal reflejará tal cambio.

Además, un animago pierde su ropa cuando se convierte en su forma animal. La ropa vuelve a aparecer cuando el mago vuelve a su forma humana. El por qué de este hecho es desconocido. Una posible hipótesis, sin embargo, es que la ropa está encantada de antemano, y luego de que la persona se transforma, las prendas desaparecen, volviendo a reaparecer una vez que el animago se vuelve nuevamente humano. Otra alternativa sería que las propias ropas participan físicamente en la transformación, es decir, son parte del pelo y la piel del animal.

Diferencias con la TransformaciónEditar

La diferencia entre la transformación y la habilidad de un animago es que este último puede transformarse en un animal cuando lo desee, sin una varita o un encantamiento. El hecho de ser un animago es una capacidad, mientras que la transformación requiere el uso de un hechizo. Estando transformado, un animago todavía razona como un ser humano, mientras se encuentran en su forma animal. Sin embargo, los sentimientos de un animago en su forma animal no son tan complejos como cuando se encuentran en su forma humana.

Los animagos también tienen la capacidad de comunicarse con animales normales. Parece haber un claro entendimiento del querer y necesitar de esta habilidad, pero su verdadero alcance es desconocido. La forma exacta de esta comunicación es desconocida, aunque probablemente no se trate de telepatía.

Hay un hechizo especial que crea un destello azul y blanco, el cual obliga al animago a volver a su forma humana.

También cabe señalar que un Hombre lobo es fundamentalmente diferente de un animago. La licantropía es causada por una infección en la sangre transmitida mediante la mordedura de otro hombre- obo, mientras que la habilidad de animago se aprende. Los hombres lobo no pueden mantener su consciencia después de una transformación (a menos que tomen la Poción de Matalobos), ni pueden controlarse a sí mismos cuando se transforman, mientras que un animago puede hacer ambas. Sin embargo, teniendo en cuenta que los licántropos sólo hieren humanos, los animagos, estando en su forma animal, están seguros en su compañía.

Ley MágicaEditar

Todos los animagos deben estar registrados en la Oficina del Uso Incorrecto de la Magia del Ministerio de Magia, el cual lleva un registro de todos los animagos conocidos. Esta registración incluye revelar la forma del animal y una marca distinguible de éste. El registro será disponible para el público. La principal razón de esta registración es controlar el mal uso de esta habilidad, que suele ser empleada para fines deshonestos o incluso criminales.

El castigo por evitar el registro como animago es una sentencia en Azkaban, aunque el tiempo de duración es desconocido. Sin embargo, puede suponerse que el tiempo de duración es bastante largo, por lo que conviene estar registrado.

Debido a la complejidad de la magia necesaria para convertirse en animago, se han convertido en algo muy raro. También es debido, en parte, a esta difcultad que los animagos requieran registrarse.

EtimologíaEditar

Es una combinación de las palabras "animal" y "mago", viniendo a significar "mago animal".

Véase TambiénEditar